Pero no existe bien ni mal, todo es neutro y en este universo nada muere, cada célula está constantemente transformándose de un estado a otro y esta crisis es también una oportunidad de transformarse, es el momento para dejar de “revolucionar” en el mismo ciclo y “evolucionar” al próximo, liberarnos de verdades establecidas y explorar fuera de los límites conocidos en búsqueda de nuevos recursos, nuevas fuentes de energía, nuevos sentidos. Creer para poder ver.

Esa es la intención que guía a quienes en diversas áreas han comprendido que vivimos en un mundo de luz, de energía ilimitada que crea e inunda todo. Las verdades se tocan mutuamente en la física, la medicina, la psicología, la matemática, la química… nuestro hábitat poco a poco se ha ido develando para mostrarnos que no existe el vacío.

Es aquí donde nace la serie fractal, en la búsqueda de un puente hacia lo invisible, de un tercer ojo que nos muestre las formas de la energía creadora que nos inunda, que nos permita ver el sonido del silencio y el lleno del vacío.

Nace como una invitación a aprender el idioma en que la energía nos habla. Reactivar la conexión olvidada con el mundo intangible, el mundo platónico de las ideas.

A mostrar cómo se plasma el fluir de esa energía en el papel, a través del óleo.

Y revelar en parte el código secreto en el que se cultiva la vida.

Manifiesto Serie Fractales, Taller Fractal
2012
 
 

F.E. 6123 – Óleo sobre Papel, 2012

 

 

F.E. 61218 – Óleo sobre Papel, 2012

 

 

F.E. 61219 – Óleo sobre Papel, 2012

 

 

F.E. 6127 – Óleo sobre Papel, 2012

 

 

F.E. 71223 – Óleo sobre Papel, 2012

 

 

F.E. 6126 – Óleo sobre Papel, 2012

 

Anuncios